domingo, 8 de noviembre de 2009

Choque de reyes

Como ya comenté en otra ocasión, hace tiempo que dejé de ser lector asiduo a la literatura fantástico- medieval, llega un momento en que todas las historias son tan parecidas que te aportan poco nuevo. Sin embargo, de nuevo he vuelto a caer, esta vez con la saga "Canción de Hielo y Fuego" de George R.R. Martin. El éxito de esta saga y los comentarios de amigos y conocidos han hecho que volviera a engancharme con un libro del género.
Esta semana me he terminado el segundo volumen de lo que llegará a ser una heptalogía y estoy de acuerdo con las críticas que le avalan y que proponen esta saga como una de las más importantes del género, casi casi al nivel de El Señor de los Anillos.
Las novelas tratan sobre la guerra civil que estalla en los Siete Reinos de Poniente, en un mundo muy parecido a nuestra Edad Media, con sus castillos, casas nobles y caballeros. La historia se cuenta desde el punto de vista de varios personajes, cada uno en un bando de esta guerra y por lo tanto con motivaciones e intereses distintos. A diferencia de la mayoría de las historias del género, lo importante aquí son las intrigas entre los personajes para obtener poder y sus movimientos estratégicos en el tablero bélico que se establece con el estallido de la guerra. La magia no tiene una importancia vital en la historia, aparece como algo misterioso casi de otra época muy antigua, en este aspecto me recuerda a las leyendas artúricas, aunque por otro lado en Choque de Reyes los caballeros no son tan caballerosos como en Camelot, son en su mayoría hombres rudos a los que las batallas y la sangre les ha arrebatado su cortesía e ideales. Otra diferencia con los libros del género es que no se trata de la lucha del Bien contra el Mal, aquí no hay personajes sólo malos o buenos, ni tenemos a los típicos héroes, cada personaje tiene su complejidad y con sus cualidades y sus defectos intenta salvar el pellejo o avanzar en su lucha por el poder.
Como veis no es la típica historia de elfos, enanos y bolas de fuegos, sino que muy bien podría haberse situado el escenario en la Europa medieval y haber sido una novela histórica con una gran trama muy compleja pero interesante y muy bien labrada.
Sólo un par de cosas que objetar: la extensión de la saga, así que si os animáis a comenzarla preparaos a pasaros muchísimas horas inmersos en este mundo épico, (en realidad esto puede ser bueno). Otra cosa que hace la lectura un poquitín más difícil es que la historia va pasando de un personaje a otro, y a veces cuesta desconectar de un hilo argumental para pasar a otro hilo distinto.

2 comentarios:

David Arias dijo...

Una saga cojonuda, sí señor. Pero es una putada que todavía queden 3 libros por salir. Por favor, George R. Martin, ¡no te mueras! :)

Trabubu Rojo dijo...

Ey David, así que tú también te los estás leyendo! Pues he oido rumores por ahí que George R. Martin está gravemente enfermo, y que es posible que no le diera tiempo a terminar la saga. Aunque yo creo que son sólo rumores.